12 de abril de 2008

MIniSTERIOS

Entiendo que mucha gente pensando al mismo tiempo en la misma noticia, de lugar a innumerables opiniones, públicas y privadas, en poco tiempo. Entiendo que muchas de esas opiniones sean dispares entre sí y con la propia noticia. Lo que no entiendo es que el ¿máximo? dirigente de la oposición en nuestro Parlamento Federal se transfigure en el mismísimo enviado de algún dios en nuestra república y anatemice contra la composición del nuevo gobierno como si fuera la última plaga divina que nos a de abocar a los infiernos. Y a las pocas horas de conocerlo. Realmente estaba enfadado cuando colocado, y muy tenso, ante los micrófonos de toda la prensa se dedicaba presuntamente a analizar (esto tampoco lo entiendo) la iniciativa del Presidente del Gobierno respecto a la nueva configuración ministerial en términos de resultados. Entiendo que no lo haga en términos de personas ya que no conoce a la mitad y la otra parte no se ha molestado en conocerlos. Pero ¿que derecho le asiste para insultar a todos los ciudadanos que han depositado su confianza en el Partido Socialista Obrero Español para que mantenga e incremente la sociedad de bienestar en España durante los próximos cuatro años diciendo que el país va a la ruina moral y económica?. MISTERIOS.
© José Antonio Ferrández

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Visitas