2009/02/25

¿Una nueva estrategia?

Soy sincero, conmigo mismo al menos. La reacción del joven de Lazkao que ayer arremetió contra una "herriko taberna" al impulso de la rabia por la impotencia no me ha desagradado (ni a casi nadie) aun cuando (casi) todos nosotros sabemos que no es el método para solucionar el problema (eufemismo, por si no se nota) de Euskadi como parte de la España invertebrada. La leve empatía que surge con el joven vasco queda muy mediatizada por la subyacente inquietud que la misma anomalía produce. Es la primera vez que (sepamos) algo así ocurre. Y todos nos hemos quedado mirando por la ventana pasar la marabunta encapuchada pidiendo "justicia" contra el responsable de que se queden unos días sin "birras" ni "maría", tildándolo de fascista (como si supiesen lo que significa ese término). Asombrados y asustados. Porque vemos que puede generarse un movimiento pendular que alimente reacciones cada vez más desmadradas de ciudadanos cabreados (con motivo). Reacciones que también sabemos que son el caldo de cultivo de extremistas del otro lado de la jungla, demagogos y predicadores del apocalipsis. Y estos no desean una solución (ni policial, ni política, ni social). Lo suyo es carpetovetónico.

O solo ha sido la adrenalina que se ha disparado puntualmente pero volveremos a controlarla. Soy optimista después de tantos años y por fin se ve un atisbo de ilusión en Euskadi. Aúpa, Patxi López, el domingo 1 de marzo serás lehendakari!

© José Antonio Ferrández

2009/02/24

Resumen intemporal


Llevo varias semanas en estado semiinconsciente por diversas razones y a parte de alguna insignificancia en blogs ajenos, no he sido capaz de ponerme a lo mío. Así que vamos allá.

Alfonso Guerra y la caza: Rajoy siempre dispara con tino aunque ya lo mencioné de pasada en "Las puertas del abismo".
Oscar y Penélope Cruz: Chauvinismo y certezas patrias. Lo mejor de casa sale fuera. O ¿es que nadie quiere reconocer que P. Cruz (y J. Barden) han obtenido el reconocimiento por sus trabajos en productos de la industria del entretenimiento no subvencionada?

Calparsoro y a la derecha. Un muñeco roto. En manos de expertos manipuladores como Cuevas y Gamarra, el fiscal del distrito de "La Rioja" se convertido en el hazmerreir (con permiso de J. Medrano por el post) de casi todos. No de quienes se juntan a él a la puerta del Palacio de Justicia o la cafetería o la Calle Laurel.

La banca pública o un debate falso. Para mí. Con permiso de Chema. Sin aceptar el Capitalismo como dogma, ¿renunciamos al socialismo economicista que no de subsistencia?. El estado debe vigilar, sí. Y que cada uno asuma sus propios riesgos (bancos y particulares). ¿Banca pública no tenemos ya?: Publicidad. Los Bonos del tesoro son menos rentables y en bolsa juega quien quiere. Botín (llorando) vale más que mil ciudadanos (especuladores) que solo tienen el trabajo (de sus empleados) para vivir (del cuento). Eso si es patético. Y los créditos no se conceden ni a quien garantiza. El dinero público se utiliza para sanear cuentas de resultados de multinacionales financieras mientras juegan a los dados con las empresas de cada país.

¿Cuantos ERE's hacen falta para que nos dejemos de fotos institucionales? No digo yo que el asunto de para una huelga general, pero con estupideces del tenor del Pacto por no se Qué con el Gobierno Regional no veo yo los mecanismos adecuados en marcha para que la economía riojana despunte algo más que la media nacional y así no hacen falta firmas. Eso sí la patronal nos va hacer a los trabajadores (o a sus representantes) unos iconos de cera de lo mas monos.

Las obras de la Gran Vía y las encuestas de "La Rioja" que evidencian mucha mala leche por parte de la dirección pero mucha imaginación también. Leed a fondo la encuesta de estos días. 
Nuestro alcalde ha empezado a perder los nervios, su mano derecha ya no le cuenta lo que va a hacer (y no es Varea). Y en materia de imagen dando lo peor. Ahora la culpa de un futuro expediente judicial del fiscal del distrito la va a tener el gerente en Logroño Turismo, o el director de las obras del soterramiento que también acabaran judicializadas. Al Tiempo. En vez de dedicarse a reparar lo roto por otros y luego denunciarlo, dejamos que se deteriore todo hasta el punto de que los ciudadanos pasan de culpables pasados y exigen responsables presentes. Somos como tontos.

¿Cuanto hace que no voy al cine? Lo último que vi (que no disfruté del todo):
O de como hacer que un historia sea una denuncia y además disfrutes durante más de dos horas. Solo juntando a Eastwood, Jolie y Malkovich se puede conseguir. Y no derramé ni una lágrima para no perderme detalle.
O como perder el tiempo hasta yo, con lo que me gusta la ficción científica. Han conseguido hacer buena una versión mucho más políticamente tendenciosa (y racista) que la de Robert Wise de 1951 (en pleno debate mundial sobre la energía nuclear y sus consecuencias).
O como pasar el rato sin ideología (algunos dicen que sí la tiene) sin historia y sin pies ni cabeza. Como todo lo de 007 pero con algo más de calidad en la interpretación. Resultó curioso volver a ver a un actor español (F. Guillen Cuervo) haciendo de "gerifalte poli mili sudaca" en su peor significado. Menos mal que dura poco.





Digresión:
¿Porque un peatón cuando se acerca a un paso de peatones por la acera, echa a correr y al llegar a la calzada ralentiza e incluso parsimonia su andar mientras mira de reojo a los conductores de los coches a los que hizo frenar de repente?

© José Antonio Ferrández

2009/02/17

Un par de ministros con banda sonora

"A la vera de El Jueves" es uno de los grandes temas del grupo Alameda, exponente del prog español comercial de los '70 y con su melodía (no encuentro un vídeo) he estado repasando los últimos titulares de la prensa on-line y profundizando en alguno si lo merecía. No es por nada, solo que la música siempre ha sido la mejor acompañante de la lectura según mi opinión y lo sigo practicando. ¡Hasta con la prensa, que veáis!.

A lo que voy:



*Dice la prensa seria (insinúa más bien) que el Ministro de Justicia no es serio pues cuestiona la validez de la huelga "judicial" (y de los pilotos de aerolíneas, y ...) con argumentos tan "torpes" como que la Huelga es una herramienta del proletariado. Y si dejamos al margen (aunque a veces sea dificultoso) el orgullo partidario por ser de "nuestra cuerda" el ministro no podemos obviar su acertado comentario en lo intrínseco.
La Huelga es (fue) una herramienta originaria de la lucha de clases (al margen de historiografías más antiguas) y no PARECE muy acomodable a demandas de los estratos sociales más privilegiadas. Que el ministro diga algo así y los medios de comunicación traten de ironizar sobre ello solo se explica por el mismo origen del autor de las declaraciones y la verdad es que incluso yo he sonreído al leer las literales de Mariano Fernández Bermejo (Ilmo.?).

Addenda.-Existen colectivos de trabajadores de este país que tiene prohibida expresamente la huelga y cualquier asomo de protesta se salda con expedientes disciplinarios inapelables ante la ................ Justicia.

*También he leído como el ministro de Economía insinuaba (de nuevo) que los bancos lo estaban haciendo mal por dar créditos de manera arbitraria y para ello Pedro Solbes Mira (Ilmo.?) utiliza un silogismo excesivamente peligroso para ser socialista (el ministro, no el silogismo). Las entidades bancarias dan préstamos a quien puede devolverlos y solo a ellos deben dárselos.
Las entidades bancarias son un negocio y funcionan con el margen de riesgo intrínseco de todo negocio. Pero tienen connotaciones especiales. Hasta ahora las entidades bancarias han soltado su dinero (mejor dicho el de los nuestros depósitos que custodian) a quien les ha parecido sin ninguna discriminación. Mejor dicho, con la única discriminación de poder quedarse con la propiedad avalista del prestatario en caso de impago (aún de una sola cuota) y NADIE LES DIJO QUE LO ESTUVIESEN HACIENDO MAL.

Pero es peor aún. A las entidades bancarias, el Estado (NOSOTROS/TODOS) les hemos prestado en condiciones albinas una ingente cantidad de dinero para .............. ¿QUE?. Pues para volver a prestar a los ciudadanos. Pero ahora el ministro vuelve a decir que no es bueno hacerlo a quien no disponga de solvencia. Bueno, yo soy un poco corto en económicas pero sí sé que si yo tengo no necesito pedir.
Y si necesito pero no tengo, para que me den tengo que convencer a quien me pueda dar de que se lo voy a devolver (con interés). Y quien me vaya a prestar tiene que saber que yo se que su juego es cobrarme intereses por lo que me presta, dejar un cierto margen de confianza a buen recaudo y seguir la onda expansiva. Yo pido el préstamo, yo devuelvo más, otro pide más, otro presta más, otro devuelve más, otro pide, otro devuelve más, otro pide menos, otro falla y no devuelve (entonces se hacen cuentas y ajustan) ..................................

*Y entre tanto el Estado vigila que no se desboque el sistema: NADA MÁS Y NADA MENOS.

* Iba a leer mas cosas, pero se puede hacer muyyyyyyyyyyyy largo. Para otro rato, que hay más días que ollas.

© José Antonio Ferrández

2009/02/16

Europarlamentario desbocado

El valor de la crítica política siempre ha estado mediatizado por el sujeto, el verbo y el predicado. Al menos a mi me dará más razones para pensar una argumentación contra mis ideas elaborada desde el respeto y el razonamiento lógico que desde las gónadas.
Creo que quienes me conocen no dudan de mi visión crítica de lo que representa Chávez en Venezuela, más que nada por el recurrente icono libertador/populista que pretende reflejar y que en el Siglo XXI no tiene mucha cabida. Y Venezuela no es un país excesivamente retrasado el lo socio-político. Pero, aún con cierto margen de manipulación, debemos reconocer que está donde está por las urnas. Y éstas le dan la posibilidad de recurrir a ellas de nuevo cada vez que sea posible. Y no ganaría un referéndum, pero ha ganado este. Y todo para que sea normal allá algo que lo es en otros países democráticos: la posibilidad de presentarse a la reelección como Presidente de la República. Algo que no podemos hacer en España ......... de momento: Elegir Presidente de la República.

Así que puedo decir con total seguridad que la actitud de L. Herrero (parlamentario europeo de Grupo Popular y ¿ex? periodista que abandonó Antena3 por que era demasiado liberal) en visita ¿institucional o privada? a Venezuela sobrepasó todos los márgenes de maniobra política en lo que respecta la libertad de expresión. No es que no pueda decir que considera a Chavez un dictador.
Es que se debe a lo que representa en primer lugar (la Unión Europea) y en calidad de ello expresar opiniones políticas en el tono y al nivel que le corresponde ya que por eso le invitaron las organizaciones partidarias del "NO". Si no, que diga lo que tiene (y piensa) que decir a titulo personal pero entonces no podrá quejarse de que hasta yo lo eche de mi casa. Vamos, por razonamiento lógico y deductivo. No por gónadas como a él le gustaría. Y en la bodega de carga, no en "business-class" como ha vuelto él.
Seguro que alguna errata se me escapa (y por ella he de sufrir) pero me molesta más que alguien se arrogue mi representación y haga un uso indigno de ella a que Hugo Chávez quiera seguir presentándose a Presidente de la República Bolivariana de Venezuela.



© José Antonio Ferrández

2009/02/14

A los anónimos

Es increíble la cantidad de tiempo que se puede dedicar a hablar. Inversamente proporcional a la que se dedica a razonar. Y directamente proporcional a la que se invierte en polemizar (que magnifica palabra si tuviera buen señor).

En las últimas semanas y en varios de los "blogs que frecuento" he visto florecer discusiones bizantinas (que no polémicas de verdad) al pairo de la crisis y sus fronteras, los espías de la TÍA y sus monaguillos, divertimentos cinegéticos (¿a quien se le ocurrió que eso era un deporte?), o el futuro de las organizaciones de defensa de los trabajadores (o como a mi me gusta llamarlos Sindicatos de Clase, los otros no merecen ni el apelativo). O la eutanasia pasiva a la italiana (o el derecho a una muerte digna que me digo yo).

Y la verdad es que me ha resultado chocante, después de bucear en la red buscando referentes, la cantidad de veces que ocurre los mismo: Un opinador (como yo, que tengo culo) suelta una parrafada en su cuaderno, lo leen varios colegas (probablemente afines ideológicamente), tienen sus más y sus menos y si se ven por la calle incluso se saludan cordialmente. Entonces aparece un "anónimo/español/ciudadano/etc" en la conversación y aprovechando que el Ebro pasa por Logroño despotrica contra todo lo que tenga un cierto ramalazo socialdemócrata (nuestros argumentos y nuestras ideas) tiñendo demagógicamente todo el material con varias capas de catastrofismo/desarmonización/desmembración/sangre/miseria. Y cuando el propietario del blog o sus asiduos se cansan y zanjan el post, la última palabra la suelta el ínclito intruso desconocido alegando que no sabemos razonar y no admitimos las evidencias.

Ya se que en manos de los administradores de los blogs está la herramienta para no publicar nada parecido a esos intrusismos, pero he llegado a la conclusión de que es mejor no hacerlo y en cambio aconsejar a todos los que me queráis hacer caso: Si los términos del comentarista anónimo no son excesivamente insultantes siempre es mejor publicarlos y no hacerles caso manteniendo la línea de la conversación con aquellos otros que, suficientemente identificados o no, utilicen los recursos intelectuales de que están dotados por definición los seres humanos (y no los orgánicos que tan buenos resultados dan en otros momentos de la vida) para participar en polémicas y discusiones a santo de lo que nos parezca conveniente.


© José Antonio Ferrández

2009/02/03

Sin acritud


Un saludo para Ivan.
Y un reconocimiento a Lucia Etxeberría con la que casi nunca coincido en lo estético pero hoy sí en lo ético.
Por su puesto a Forges por sumarísimo.
Y Antonio Gala por poeta: "Mugía el toro de dolor, bramaba de dolor, llenaba el aire, clamaba al cielo en vano. Los peones lo mareaban con los capotes. Y de repente miró hacia mí, con la inocencia de todos los animales reflejada en su rostro, pero también con una imploración. Era la querella contra la injusticia inexplicable, la súplica frente a la innecesaria crueldad"

© José Antonio Ferrández