13 de mayo de 2010

Medidas para trajes

Vivo sin vivir en mí por la incertidumbre que me produce la ingrata decisión de un partido socialdemócrata, tan impopular, aislada e indefectiblemente insolidaria y condicionada por el gran capital.

¿Que pasa con la reforma fiscal y el control de los grandes lobbys económicos? Yo, por supuesto, no voy a caer en la ingenua demagogia populista (y PPopular) de llorar por que forme parte de la solución ya que en un marco de total solidaridad sería asumible. Pero es evidente que me voy a cabrear mucho por ser LA ÚNICA SOLUCIÓN, lo que supone que gentuza como Díaz Ferran y el Banco de Santander mantengan su estatus/record de ganancias anual por encima de la moral y la solidaridad. Lo del primero es de juzgado de guardia, lo de los bancos, indecente. Y ambos casos (y sus aledaños) siguen sin tocarse. 
¿Dos millones y medio de empleados públicos, junto los pensionistas, al 5% van a evitar que lleguemos a helenizar España? ¿Cuanto recaudaria este país si todos tributasemos por las rentas reales: deportistas de élite, artistas de renombre, políticos como Camps, casa real, jet set, etc etc.
Y eso que entiendo que una reorganización ministerial sería positiva, pero cuantitativamente es el chocolate del loro ¿no?.

© José Antonio Ferrández

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Visitas